- 18/11/2020

Cuando no tienes mucha experiencia laboral y llega el momento de escribir tu CV es normal que incluyas todos los empleos que has desempeñado a lo largo de tu escasa trayectoria profesional. ¿Pero qué ocurre cuando tienes mucha experiencia laboral? ¿Debes incluir todos tus trabajos anteriores en el currículum o es mejor hacer una criba previa? La respuesta es afirmativa: tienes que hacer una selección e incluir los empleos que estén intrínsecamente relacionados con el puesto de trabajo al que aspiras, los que sean más recientes en el tiempo y, sobre todo, los más importantes para tu candidatura.

Todo lo que debes tener en cuenta para teletrabajar y ser productivo

Branislav Nenin || Shutterstock

¿Cuántos trabajos pongo en mi currículum?

Para contestar esta pregunta de la manera más exacta posible hay que hacer una distinción entre:

  • Los currículums sin experiencia y los currículums para cambiar de trabajo (en los que debes centrarte en la experiencia más relevante en lugar de la más reciente).


  • Los currículums con mucha experiencia laboral (en los que debes priorizar los empleos más recientes).

Cuando no tienes experiencia previa o quieres cambiar de profesión

No importa la experiencia que tengas en X sector: si tu intención es cambiar de profesión te encontrarás en la misma situación que la de alguien que no tiene experiencia previa y busca su primer empleo. En ambos casos debes incluir TODOS los empleos, actividades de voluntariado o empleos de verano que hayas desempeñado (centrándote en la medida de lo posible en los empleos más relevantes). ¿Por qué? Porque es importante que el reclutador sepa que, pese a no tener experiencia previa en el puesto de trabajo al que aplicas, sí has realizado otro tipo de actividades que pueden estar medianamente relacionadas.

Puede que tu trabajo como dependiente/a en una tienda de ropa no tenga nada que ver, a priori, con el puesto de comercial al que aspiras, pero la habilidad de atención al cliente que aprendiste en la tienda te servirá para trabajar como comercial. A esto nos referimos cuando decimos que te centres en la experiencia que puede ser más relevante para el empleo al que te postulas.

Tampoco te limites a enumerar los empleos y actividades que has desempeñado; añade también las habilidades que aprendistelos logros que conseguiste en cada uno de estos trabajos. Esta información es muy útil para vislumbrar el tipo de profesional que puedes llegar a ser.

Cuando tienes varios años de experiencia laboral

En este caso no estás obligado/a a incluir todos tus trabajos previos en el CV (a no ser que quieras enviar un currículum de cinco páginas, cosa que es inviable a efectos de reclutamiento) pero sí los más recientes siempre que estén relacionados con el puesto de trabajo al que aspiras. Para ello has de mencionar tus últimos puestos de trabajo haciendo especial hincapié en las tareas y funciones que has desempeñado. Este punto es primordial cuando, por ejemplo, has estado diez años trabajando para una misma empresa: el reclutador ha de saber que, dentro de esa misma compañía, tu grado de responsabilidad ha ido evolucionando a lo largo de los años.

¿Pero qué pasa cuando has pasado largos periodos de tiempo sin trabajar de "lo tuyo" y existen vacíos laborales en tu currículum? Que puede resultar un punto negativo para tu candidatura. Si este es tu caso, menciona los empleos que has desempeñado durante ese lapso de tiempo aunque no tengan mucha relación con el puesto de trabajo al que aspiras: es mejor eso que dejar tres años "en blanco"; ya tendrás ocasión de explicar el porqué de esos años en la entrevista de trabajo.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No