15 de Diciembre de 2015

Valerse de las redes sociales a la hora de buscar trabajo es una estrategia cada vez más extendida. De hecho, aparcar el curriculum vitae tradicional y optar por alternativas más originales como un videocurrículum, un currículum creativo o un blog personal suele ser una baza interesante para diferenciarnos del resto de candidatos. Teniendo en cuenta que LinkedIn es la red social más conocida en el ámbito laboral y que casi todas las grandes empresas cuentan con su propio perfil, es inevitable hacerse la siguiente pregunta: ¿Perfil de LinkedIn o currículum tradicional? ¿Qué es lo más recomendable?

¿Currículum de LinkedIn o Curriculum Vitae tradicional?

Sustituir el CV de toda la vida por el currículum en LinkedIn no es lo más adecuado. Si bien es cierto que LinkedIn nos proporciona las herramientas básicas para crear un currículum online bastante completo, hay una serie de razones por las que el Currículum Vitae tradicional debería ser nuestra primera opción a la hora de optar a un puesto de trabajo.

  • Muchas empresas no tienen perfil en LinkedIn, por lo que limitar nuestra presencia laboral a esta red podría ser contraproducente.
  • El currículum perfecto debe contar con una o dos páginas de extensión; el currículum de LinkedIn impreso supera esta longitud.
  • Hacer un currículum tradicional te permite personalizarlo en función del trabajo al que optas; en LinkedIn no puedes tener varios currículums para diferentes especialidades.
  • Lejos de lo que pueda parecer, el modelo de currículum en LinkedIn no destaca por su originalidad: su plantilla es la misma para todo el mundo y no puedes personalizarla.
  • Con el CV online de LinkedIn dejas fuera cierta información que podría ser de gran utilidad para encontrar trabajo: nivel de conocimientos informáticos, disponibilidad para viajar, carnet de conducir, etc.

Perfil de LinkedIn para buscar trabajo

Entonces… ¿Prescindimos de nuestro perfil en LinkedIn?

En absoluto; una cosa no quita la otra. Hacer el currículum en LinkedIn te permite ampliar la red de contactos, hacer Networking entre los miembros de tu sector, estar al tanto de las ofertas de trabajo online y recibir recomendaciones de antiguos jefes y compañeros de trabajo.

Saber adaptarse a los tiempos que corren sin perder de vista los métodos más tradicionales es una actitud muy inteligente de cara a buscar empleo: nunca sabes con qué tipo de reclutador te vas a encontrar. Por ello, adjuntar tu Currículum Vitae personalizado y compartir tu perfil en LinkedIn es lo mejor que puedes hacer.