- 27/04/2020

La intermediación laboral consiste en un conjunto de acciones destinadas a poner en contacto a los trabajadores que están buscando un empleo con las distintas ofertas que existen en el mercado y en las que su perfil profesional podría encajar. Gracias a este procedimiento, los trabajadores pueden encontrar un trabajo que se adapte a sus necesidades y que encaje con su formación académica y experiencia profesional. Para las empresas es un proceso muy interesante que les ayuda a complementar o llevar a cabo sus procesos de selección.

La intermediación laboral puede ser una buena aliada para ayudarte a encontrar ese trabajo que tanto tiempo llevas buscando. Vamos a explicarte mejor en qué consiste este proceso, quien lo realiza y a darte algunos consejos para que puedas sacarle el máximo partido.

Tipos de intermediación laboral

Existen distintas empresas y entidades, públicas y privadas, que ofrecen este tipo de servicios. En España este proceso se rige a través de la Ley de Empleo que lo define como un servicio de carácter público que pueden llevar a cabo los servicios públicos de empleo y las agencias de colocación.

Entidades públicas de intermediación laboral

Aquí encontramos distintos organismos como los Servicios Públicos de Empleo, que funcionan a nivel estatal y autonómico y los centros de orientación e información para el empleo. Estos últimos trabajan en el ámbito universitario y funcionan a través de un convenio de colaboración con los servicios públicos de empleo. Ofrecen a los recién titulados distintas ofertas como contratos en prácticas o becas. Además, ofrecen la posibilidad de formar parte de sus bolsas de trabajo en las que las empresas publican sus ofertas.


Estos servicios públicos pueden ayudarte a encontrar trabajo independientemente de la formación y experiencia que tengas. Su función consiste en analizar tu perfil, cotejarlo con las ofertas existentes y tratar de encontrar un puesto en el que puedas encajar. Si en el momento que acudas no existe ninguno, siempre tendrás la posibilidad de entrar a formar parte de las bolsas de empleo para poder estar al día de las ofertas y acceder a las que te resulten interesantes.

Entidades Privadas de Intermediación Laboral

Dentro de este sector existen distintos tipos de empresas que desarrollan su labor para satisfacer las necesidades de empresas y personas en búsqueda de empleo. Las agencias privadas de colocación se encargan de gestionar distintas ofertas de empleo que les llegan a través de empresas o de los propios Servicios Públicos de Empleo. Se trata de un servicio gratuito que te resultará muy útil en tu búsqueda de empleo.

Otra opción son las Empresas de Trabajo Temporal que funcionan de un modo diferente ya que se encargan directamente de poner a disposición de las empresas profesionales cualificados en los sectores y ámbitos que necesitan cubrir. La propia ETT es la encargada de contratar a los trabajadores atendiendo a los criterios de contratación que la empresa estipule. Gracias a estos servicios de intermediación, las ofertas de las empresas pueden llegar a un público mucho más amplio. A los trabajadores les beneficia porque pueden acudir a estos organismos para que les ayuden optimizando su búsqueda de empleo.

Si quieres empezar a utilizar uno de estos servicios busca aquellos que operan en tu zona y que puedan ayudarte. Es importante que, antes de acudir, actualices tu cv y cuentes con todos los títulos y certificaciones que te puedan resultar útiles para destacar tu formación y experiencia. Una vez allí, los profesionales que trabajan en intermediación se encargarán de analizar tu caso y comprobar si tienen alguna oferta en la que puedas encajar y que te permita seguir creciendo a nivel profesional.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No