- 27/06/2018

Como muchos otros sectores, el de los recursos humanos no deja de reinventarse, explorando nuevas técnicas y formas de selección y evaluación de personal que permitan ahorrar tiempo y costes y, a la vez, optimizar los resultados. ¿La consecuencia? El surgimiento de nuevas formas de trabajar, como el Speed Recruitment o Speed Job Dating, una modalidad de entrevista de trabajo que promete dar mucho de qué hablar. ¿Pero qué es el Speed Job Dating y por qué es una de las ideas más innovadoras de Recursos Humanos para seleccionar al personal? Descúbrelo con nosotros.

Cómo enfrentarte a una Speed Job Dating

pathdoc || Shutterstock

¿En qué consiste el Speed Recruitment?

Seguro que has oído hablar del speed dating o de las citas rápidas. En ellas, dos personas se sientan a la misma mesa y, en aproximadamente dos o tres minutos, cuentan lo básico sobre su persona, con el objetivo de resultar atractivos para la otra parte. Exactamente el mismo proceso, pero con un poco más de tiempo (entre 7 y 15 minutos, depende del caso) se seguirá en el Speed Recruitment, una nueva técnica de reclutamiento inspirada en las populares citas rápidas.

Este tipo de acción suele celebrarse en el ámbito de un evento en el que empresas con vacantes y candidatos en busca de un empleo se dan cita en un lugar determinado para hacer Networking. Previamente, las empresas han hecho públicos los puestos de trabajo que necesitan cubrir y sus requisitos fundamentales y los candidatos han aplicado para mostrar su interés. Si superan el filtro, podrán comenzar a prepararse para el Speed Job Dating.

En esas "citas de trabajo rápidas", los reclutadores podrán conocer a una gran candidatos en un mismo día, y estos últimos podrán explicar su trayectoria profesional sin sufrir los nervios y la inseguridad que genera afrontar una reunión de hora y media repleta de preguntas de lo más variadas.

Coaching de orientación laboral

SFIO CRACHO || Shutterstock

Consejos para enfrentarte a una Speed Job Dating

Hasta ahora, todo acerca del Speed Job Dating parece positivo. Pero será necesario que sigas una serie de consejos a la hora de afrontar una cita de este tipo, pues dista mucho de la tradicional entrevista de trabajo. Toma nota:


1. Práctica la síntesis

Como es lógico, en un tiempo tan limitado será necesario escoger muy bien qué quieres decir y contarlo de forma resumida. No utilices frases demasiado largas ni te extiendas demasiado en algún punto. Si al entrevistador le interesa, te preguntará por ello.

2. Descarta la información sin importancia

En la misma línea, y aunque consideres que todo el contenido de tu currículum es importante, deberás aprender a diferenciar lo relevante de lo accesorio. Para hacerlo correctamente, presta atención a los detalles de cada oferta de empleo.

3. Escoge un tema estrella

Puede resultar de gran utilidad basar todo tu 'speech' en un tema central, que sea curioso, atractivo e interesante, para a partir de él narrar todo lo demás. Al elegir un buen tema para hacer una exposición oral exitosa, la atención será mayor y al reclutador le quedará una muy buena sensación.

¿Qué son las preguntas de filtrado?

baranq || Shutterstock

4. Ensayo, mucho ensayo

Por supuesto, es indispensable que practiques tu intervención una y otra vez hasta que te la aprendas de memoria y seas capaz de recitarla de forma automática. Buenas técnicas pueden ser cronometrarte, para saber si cumples con el tiempo máximo permitido, y grabarte, para detectar después posibles fallos.

5. Deja un margen de tiempo para posibles preguntas

A pesar de que debes tener tu discurso preparado y memorizado, es posible que el reclutador quiera saber algo concreto sobre ti y realice alguna pregunta en la entrevista de trabajo, por lo que siempre es buena idea dejar un minuto o dos para posibles preguntas. Te lo agradecerán.

6. No te olvides de la primera impresión

En este tipo de reuniones la primera impresión es más importante que nunca, por lo que debes cuidarla al máximo.

7. Todos los detalles son importantes

Además, el entrevistador podrá fijarse en cómo es tu actitud para conocerte un poco más, también en los momentos previos y posteriores a la conversación. Cómo esperas, si estás nervioso, o cómo interactúas con el resto de candidatos son cuestiones que pueden querer analizar.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No