-- publicidad --

El Expediente de Regulación Temporal de Empleo, popularmente conocido como ERTE, es un procedimiento legal mediante el cual una empresa que atraviesa dificultades técnicas u organizativas que ponen en riesgo la continuidad de su actividad laboral puede suspender contratos de trabajo o reducir las jornadas laborales de sus empleados. Siempre y cuando, eso sí, dicho procedimiento tenga carácter temporal. Dado que existen varios tipos de ERTE y cada uno de ellos cuenta con unas características específicas, vamos a analizar la clasificación de los ERTE que hay en la actualidad.


Clasificación de los ERTE y sus características

Aunque en esencia solo existen dos tipos de ERTE, podemos utilizar dos criterios de clasificación:

Atendiendo a las CAUSAS del ERTE

ERTE por causas económicas, técnicas, organizativas y de producción (ETOP)

Se aplicará un ERTE de tipo ETOP por causas:

  • Económicas: Cuando se produce una disminución persistente de las ventas de la empresa o su nivel de ingresos. Dicha disminuación debe ser inferior al mismo periodo del año anterior durante tres trimestres consecutivos.
  • Técnicas y organizativas: Cuando se producen cambios en los medios, sistemas de producción y métodos de trabajo que comporten una disminución sustancial de las ventas o el nivel de ingresos.
  • Productivas: Cuando se producen cambios circunstanciales en la demanda de los productos o servicios producidos por la empresa; cambios que, obviamente, no han sido causados por la empresa solicitante del ERTE.

ERTE por causas de fuerza mayor

Aunque esta modalidad de ERTE ha ganado muchísima visibilidad durante los últimos meses a raíz de la crisis del coronavirus, este tipo de ERTE ya se aplicaba con anterioridad. ¿Cuándo? Siempre que la actividad laboral de una empresa se vea negativamente afectada por circunstancias excepcionales y temporales causadas por hechos ajenos a la actividad de la empresa (como por ejemplo una catástrofe meteorológica, una guerra o una pandemia).

Cuando oigas hablar de un ERTE por fuerza mayor, piensa que no necesariamente tiene que ser un ERTE por covid. Como ves, pueden darse diversas circunstancias excepcionales y temporales que propicien un ERTE que no tienen que ver con el coronavirus.

Atendiendo a la FORMA en la que afecta el ERTE

ERTE de suspensión de contratos de trabajo

Cuando se suspende la totalidad del contrato de trabajo durante todo el tiempo que dure el ERTE. Los trabajadores que se hayan visto afectados por este tipo de ERTE podrán solicitar la prestación por desempleo por el 100% de su jornada laboral.

ERTE de reducción de jornada

En lugar de aplicar la suspensión total del contrato de trabajo, la empresa puede optar por una reducción mínima del 10% de la jornada y un máximo del 70% de la misma. El trabajador que se vea afectado por esta modalidad de ERTE podrá solicitar la prestación por desempleo siempre y cuando sea por el porcentaje inactivo de la jornada que deje este ERTE.

Nuevos tipos de ERTE hasta enero de 2021

El Gobierno ha aprobado en el Consejo de Ministros una nueva clasificación de los ERTE que se mantendrá hasta el 31 de enero de 2021. En esta nueva clasificación se mantienen los ERTE por causa de fuerza mayor, se suprimen los ERTE ETOP y se añaden dos nuevos tipos de ERTE: el ERTE por impedimento y ERTE por limitación de la actividad. La nueva clasificación quedaría así:

ERTE perteneciente a sectores con una elevada cobertura de ERTEs y una reducida tasa de recuperación

Son los ERTE por causas de fuerza mayor que se iniciaron al principio de la pandemia sanitaria. El Gobierno ha publicado un listado de actividades que podrán seguir acogiéndose al ERTE de fuerza mayor hasta el 31 de enero; actividades que pertenecen a algunos de los sectores más perjudicados por la crisis del coronavirus como el turismo, el ocio, la cultura o los medios de transporte.

ERTE por limitación de actividad

Esta clase de ERTE va destinada a las empresas que vean limitada su actividad por decisiones de las autoridades españolas. En este caso la exoneración en las cotizaciones a la Seguridad Social será de la siguiente manera:

  • En empresas con menos de 50 empleados: quedará devengado el 100% de las cuotas a la Seguridad Social en octubre de 2020 (90% en noviembre, 85% en diciembre y 80% en enero de 2021).
  • En empresas con 50 o más empleados quedará devengado el 90% de las cuotas a la Seguridad Social en octubre de 2020 (80% en noviembre, 75% en diciembre y 70% en enero).

ERTE por impedimento de actividad

Los anteriormente conocidos como «ERTE de rebrote» van destinados a las empresas que han visto impedida su actividad debido a las nuevas restricciones adoptadas a partir del 1 de octubre de 2020 para frenar la propagación de la pandemia.

En este tipo de ERTE la exoneración en las cotizaciones a la Seguridad Social será de la siguiente manera:

  • En empresas con menos de 50 empleados: la exoneración de las cotizaciones será del 100%.
  • En empresas con 50 o más empleados: la exoneración de las cotizaciones será del 90%.

En este tipo de ERTE la exoneración en las cotizaciones de la Seguridad Social será del 100% desde el momento del cierre de la empresa hasta el 31 de enero de 2021

 

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No