Es una apasionante profesión porque puede tener muchas salidas, desde montar tu propio negocio hasta ejercer en el mundo del cine, la televisión o la moda. Por no hablar de las tendencias tan diversas en las que podrías especializarte. Todo ello pasa porque sepas plasmar esas inquietudes y capacidades en tu curriculum de Peluquero. Esperamos que nuestros consejos e información te puedan ayudar a conseguirlo.

¿Qué hace un Peluquero?

Pues sí, está claro que un peluquero es el profesional que se ocupa de cortar y peinar. Pero, sería injusto quedarnos con esta definición tan simple. Un verdadero profesional de la peluquería es tiene conocimientos estéticos que le sirven para aconsejar a cada cliente sobre el estilo de pelo que mejora su imagen.

Y, además, es capaz de detectar posibles problemas capilares, proponiendo las medidas y proporcionando los cuidados más eficaces para solucionarlo o, al menos, evitar que se agrave.

Un capítulo a parte lo protagonizan los peluqueros que se dedican a caracterizar a actores para que representen con fidelidad los personajes de cada proyecto. En estos casos, será necesario un conocimiento de los estilos, cortes y peinados que se llevaban en distintas épocas de la historia y las capacidades técnicas para reproducirlos.

Algo similar a lo que deben hacer los peluqueros que se ocupan de distintos eventos, como los desfiles de moda. Aquí deben dar forma a las ideas imaginadas por los diseñadores para que el peinado sea un complemento de sus prendas.

Funciones de un Peluquero

Para poder desarrollar todas estas funciones, los peluqueros deben dominar determinadas técnicas. Las imprescindibles son, sin duda:

  1. Lavado, corte y peinado
  2. Tintes y distintas técnicas de coloración
  3. Uso de diferentes aparatos y equipos como: secadores, planchas, rasuradoras, afeitadoras o rizadores, por citar algunos de los más habituales.
  4. Estar al día en las innovaciones en cuanto a tratamientos capilares y productos
  5. Manejo de pelucas, postizos y extensiones
  6. Análisis de las características del cabello y del estado en el que está
  7. Conocimientos de estética para poder asesorar sobre imagen personal


Estudios necesarios para trabajar como Peluquero?

Es evidente que alguien que quiera dedicarse a esta profesión debe contar con el título de Grado Medio en Peluquería u otros estudios específicos así como otras profesiones como las de abogado, arquitecto o biólogo que es necesario acreditar estudios universitarios superiores. El camino más habitual para conseguirlo es acabar los estudios de la ESO y, después, hacer los dos cursos de este ciclo de Formación Profesional.

Si no terminas la Educación Obligatoria, puedes acceder a la FB Básica y obtener el título de Técnico en Peluquería y Cosmética Capilar. Al acabar, si quieres, podrás continuar formándote en el Grado Medio y más tarde, o si tienes el Bachillerato, acceder al Grado Superior de Estilismo y Dirección de Peluquería.

Trabajar de peluquero

¿Qué debe contener el currículum de un Peluquero?

En tu curriculum de Peluquero debes reflejar el nivel de estudios que has obtenido, además de toda la experiencia laboral o las horas de prácticas que hayas realizado. Pero, es muy importante que reflejes que estás en un proceso constante de actualización de tus conocimientos. Por eso, es imprescindible que aparezcan todos los cursos de especialización que hagas. Afortunadamente, hay numerosas escuelas y academias de reconocido prestigio que ofertan los más variados cursos con avances e innovaciones en el mundo de la Peluquería.

Habilidades en el currículum de un Peluquero

Finalmente, no olvidemos que los peluqueros trabajan por y para personas. Esto hace que cobren especial protagonismo todas aquellas habilidades que mejoran tu capacidad de relacionarte y conectar con tus clientes. De ahí que en tu curriculum de Peluquero sea interesante que destaques aspectos como:

  1. Amabilidad y trato exquisito
  2. Capacidad comunicativa
  3. Tener buen gusto
  4. Presentar un aspecto impecable
  5. Destreza con las manos, para no hacer daño o molestar mientras trabajas con el pelo de tus clientes
  6. Vocación y dedicación, porque la de peluquero es una profesión que exige muchas horas de trabajo.